(semisquare-x3)
Danielito Zorrilla en el 2016. (GFR Media)

Con el incentivo de pelear por primera vez en su pueblo natal y por un título regional, el invicto junior welter Danielito Zorrilla pondrá cierre a un cargado 2018 cuando enfrente el 8 de diciembre a Ryan Pino en el Coliseo Antonio R. Barceló de Toa Baja.

La pelea estelar de la cartelera DirecTV Boxing Nights, de Miguel Cotto Promotions, marcará el reencuentro de Zorrilla con Pino, ya que se conocían del aficionismo, según se anunció este martes en conferencia de prensa en Isla Verde.

“Las dos veces que pelearon como aficionados fueron dos guerras y espero lo mismo el 8 de diciembre”, dijo David Oyola, entrenador de Zorrilla, para quien esta será su sexta pelea del año. De las cinco previas, las últimas cuatro las ganó por nocaut.

Pino, natural de San Juan, tiene récord de 8-3 con cuatro nocauts, mientras Zorrilla sigue invicto con 9-0 y ocho triunfos por la vía rápida.

Considerado el principal prospecto de la compañía promotora de Cotto, el otrora múltiple excampeón mundial boricua, Zorrilla tiene perfilado otro año cargado de actividad boxística en 2019, con miras a aspirar a un título en 2020.

“No tengo contabilizado los asaltos pero sí sé que esta ya es la sexta pelea corrida y con los entrenamientos, llega el momento que a veces uno se cansa”, confesó Zorrilla cuando se le preguntó si había realizado bastante rounds de guanteo durante el año.

Es que el toabajeño ha trabajado más en el gimnasio que lo que han durado sus peleas en 2018. Luego de apuntarse un triunfo por decisión unánime en seis asaltos en marzo ante Clifford Gray, sus siguientes cuatro combates los finalizó en el tercero o segundo asalto, incuyendo el más reciente en octubre, cuando noqueó a Dakota Linger, un peleador que al momento del combate también marchaba invicto con 10-0.

“En este entrenamiento he cogido un poco más de descanso porque ya tengo un poco más de trabajo acumulado. Espero hablar con la compañía promotora porque después de esta pelea, una o dos semanitas de descanso me vendrían bien”, admitió.

Está por verse si ese anhelado descanso podrá llegar, toda vez que Héctor Soto, director ejecutivo de Miguel Cotto Promotions aseguró que los planes son que el junior welter regrese al ensogado tan pronto como en febrero si todo sale bien el 8 de diciembre.

“El evento es por el título nacional de las 140 libras de la Comisión de Boxeo de Puerto Rico”, destacó Soto, sobre la iniciativa del presidente de dicho cuerpo rector, Víctor “Luvi” Calleja, quien resaltó en la  conferencia de prensa que será la primera vez en muchos años que se vuelve a dar un combate con un título nacional en juego.

La cartelera, dijo Soto, constará de 10 peleasa partir de las 7:00 de la noche, e incluirá el choque entre los pesos medianos Magdiel Cotto (10-0, 7 KO) y Luis Hernández (16-6, 9 KO), y los también junior welters Jorge Maysonet, Jr. (15-2, 12 KO) y Kevin Nieves (2-2-1, 5 KO). La transmisión televisiva por el Canal 161 de DirecTV iniciará a las 9:00 p.m.

“De salir todo bien esperamos que Danielito vuelva a pelear otra vez en febrero, en un evento grande que estamos trabajando aquí en Puerto Rico, en el que Tito Acosta va a defender su título mundial (108 libras, de la OMB). De salir todo bien (ante Pino), espearamos que esté en ese evento abriendo la transmisión de televisión”, agregó Soto sobre los planes con Zorrilla.

Soto indicó además que el 2019 debe ser igual de cargado para el invicto peleador que debutó en noviembre de 2016, y que en 2017 realizó otras tres peleas.

“Esperamos que sí. Ya este próximo año debe estar terminando con 16 peleas en 2019, y para mediados de 2020 debe estar peleando por un título mundial. Danielito es el prospecto más importante que tenemos ahora mismo subiendo en la empresa. Lo hemos hablado con su equipo de trabajo, y el entrenador dijo que su trabajo es el boxeo y que estarían disponibles para las peleas que les consigan”, dijo Soto.

Zorrilla, de 25 años, dijo que anhela un descanso más que nada para salir un poco de la rutina del boxeo por algunas semanas y dedicar un tiempo a su familia. Pero sabe que la realidad de su carrera lo llevará a tener una agenda cargada por un buen tiempo.

“Yo estoy ready para que sea un año igual de intenso. No tengo problemas. Siempre y cuando las peleas acaben sin golpes, yo sigo subiendo (al ring) porque los ajustes los hago en el gimnasio. Quizás el descanso lo pido por la rutina, para durar dos semanitas levantándome tarde, que son cositas que hacen falta, y para atender la familia”.


💬Ver 0 comentarios