Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
Valdés interpretó “Muñecos”, un clásico del ballet contemporáneo de la “Mayor de las Antillas” . (Suminstrada)

La Habana, Cuba - Viengsay Valdés, primera bailarina del Ballet Nacional de Cuba (BNC), encantó al público del 15 Festival de Ballet de Tokio, que reúne a estrellas de la danza mundial hasta el 18 de agosto próximo.

El evento convoca a una constelación de figuras cimeras de las mejores compañías, con el propósito de brindar una descripción general de la escena del ballet actual. “El nivel artístico aquí es muy alto y mis presentaciones han sido emocionantes”, dijo la artista a la agencia Prensa Latina.

Valdés interpretó “Muñecos”, un clásico del ballet contemporáneo de la “Mayor de las Antillas” en el cual se narra la historia de un soldado de plomo y una muñeca típica cubana que cobran vida a luz de la luna. 

“Hace mucho tiempo no lo hacía y volver a esta obra me aportó frescura, además tuve el gusto y el honor de trabajar los detalles con su coreógrafo Alberto Méndez, y de transmitírselos luego a mi partenaire en Tokio, el brasileño Daniel Camargo, bailarín principal del Ballet Nacional Danés”, explicó.

El argumento romántico de “Muñecos” –con un trágico desenlace– y el peculiar estilo de la escuela cubana de ballet, ha convertido la obra en una carta de éxito para la compañía durante sus giras por varios países. No fue diferente en el Teatro Tokio Bunka Kainkan, emplazado en la misma ciudad donde se estrenó la pieza cuatro décadas atrás y recibiera el Premio de Coreografía en el II Concurso Internacional de Ballet. 

Entre su repertorio en Japón, Viengsay Valdés también incluyó la pieza ParAlicia, coreografía de Tania Vergara creada en homenaje a la “prima ballerina assoluta” Alicia Alonso, la cubana que es un mito viviente de la danza mundial y una de las invitadas a la primera edición de este festival en 1976, junto a las emblemáticas Margot Fonteyn (Inglaterra), Maya Plisetskaya (Rusia) y Carla Fracci (Italia).

El Festival de Ballet de Tokio reúne por invitación a la mayoría de los bailarines más talentosos y famosos del momento, así como grandes consagrados. Este año participan, entre otras luminarias, Maria Alexandrova (Rusia), Alicia Amatriain (España), Leonid Sarafanov (Ucrania), Alina Cojocaru (Rumania), Alessandra Ferri (Italia), Marcelo Gomes (Brasil), Dorothée Gilbert (Francia), David Hallberg (Estados Unidos), Isaac Hernández (México) y la bailarina y coreógrafa española Tamara Rojo.

“Es un placer admirarlos y compartir escenario con todos ellos”, declaró Valdés, quien además participará en la gala de clausura, antes de retornar a Cuba para actuar en el venidero Festival Internacional de Ballet de La Habana, del 28 de octubre al 6 de noviembre.

Según trascendió recientemente, el comité organizador de la cita habanera prevé la asistencia del Ballet del Gran Teatro de Ginebra, Suiza; el Ballet Nacional de Praga, República Checa; el Danish Dance Theatre, de Dinamarca y el American Ballet Theatre (Estados Unidos).


💬Ver 0 comentarios