Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
Con este sistema el metabolismo corporal podrá regular la quema de grasa, por lo que aumentará la posibilidad de perder peso de manera considerable. (Twitter / @nwtls)

Indudablemente uno de los propósitos más frecuentes (y hasta inevitables por el sentimiento de culpa) con la llegada del Año Nuevo es el de bajar de peso. Sin importar cómo y en muchas ocasiones cuánto, la gente busca recurrir a cualquier método para lograr este objetivo, y si eres una de estas personas esto te puede interesar.

Y es que gracias a una investigación realizada por científicos de la Universidad de Texas en Galveston, se logró desarrollar una técnica que tiene la capacidad de acelerar el proceso de la quema de grasas para bajar de peso sin la necesidad de seguir una dieta específica.

El estudio indicó que es la proteína nicotinamida-N-metiltransferasa (NNMT) la que actúa como un freno en el metabolismo de las personas, por lo que la presencia de células adiposas (que contienen la NNMT) en gran cantidad alenta considerablemente la labor de eliminación natural de grasa corporal.

"El bloqueo de la acción de las células adiposas es un innovador mecanismo que reduce el tamaño de los depósitos grasos y elimina la causa fundamental de la obesidad y de las enfermedades asociadas con problemas metabólicos", afirmó Harshini Neelakantan, autor del estudio, al portal New Atlas.

Es por esto que los científicos estadounidenses decidieron crear un sistema que funcione como un combatiente de los efectos causados por la NNMT, para que a través de su labor se pueda mejorar el metabolismo aumentando considerablemente la posibilidad de perder peso.

Esta investigación consistió en engordar a diferentes roedores de laboratorio, para luego dividirlos en dos grupos. El primer sector recibió mediante inyecciones la nueva medicina mientras que el segundo solamente placebo.

Tras 10 días de análisis, los ratones del primer grupo lograron perder el 7% de su peso corporal, donde la masa de tejido adiposo blanco y el tamaño de sus células disminuyeron un 30% a diferencia de la masa y tamaño de las células de los roedores del segundo grupo. 

Aunado a esto, se logró establecer que el nivel de colesterol en la sangre de los ratones que consumieron la droga regresó a la normalidad.


💬Ver 0 comentarios